10 acciones para incrementar la ocupación y los ingresos de tu hotel (Parte 8 de 10)

Acción 8: No se olvide de Google

Tal vez Ud. ama a Google porque cuando se buscan “hoteles de xxxxx”, su hotel aparece en la primera página. Tal vez es un gran utilizador de Google (¿No lo somos todos?) pero tiene una pequeña molestia: Cuando busca los hoteles de su localidad no aparece sino en la página 5. Molesto, ¿verdad? Tal vez la única forma en que aparece su hotel en Google es cuando busca el nombre exacto.

Entendamos un poco como funciona Google cuando se buscan hoteles. En la página de resultados de búsqueda tenemos 3 grandes zonas, demarcadas en la imagen siguiente:

Las zonas de google

La Zona 1 (en gris) es la que se denomina posicionamiento pago. Hay que pagar para aparecer ahí. En estos espacios, casi siempre aparecen TripAdvisor y las grandes OTAs; Booking.com, Expedia, Hotels.com… Cada vez que alguien hace clic sobre el enlace, el anunciante tiene que pagar a Google. La disciplina que maneja esto se llama SEM (Search Engine Marketing o Mercadeo a través de Motores de Búsqueda). Dependiendo de lo competida que está la región, el costo de cada clic puede estar entre 20 céntimos de dólares y 2 o 3 dólares. Típicamente está por un dólar en la mayoría de los destinos. Puede ser una muy buena opción para muchos alojamientos. Supongamos que, en promedio cada 7 clics, usted logra una reserva desde su sitio web. Esto puede representar que está pagando 7 dólares por una reserva. ¿Cómo compara eso con el costo promedio en una OTA?

En la zona 2 (marcada en naranja) aparecen los hoteles que están registrados en Google Places. Fíjese que también hay unos calendarios para indicar las fechas en las cuales uno quiere reservar cuando se indican fechas van a aparecer algunos hoteles para los cuales Google tiene precios. ¿Cómo los tiene? Porque alguien está pagando por aparecer ahí: típicamente alguna OTA. Anticipamos que esto va a cambiar a muy corto plazo, ya que Google también quiere participar en el negocio de las OTAs. No olvidemos que tiene su proyecto estratégico: Google Hotel Finder.

Si se fija, también hay un enlace que dice “más hoteles”. Al hacer clic aparece lo siguiente:

no olvide a google 2

A la izquierda tenemos los hoteles y a la derecha un mapa con su ubicación. Al colocar el mouse sobre el punto en el mapa aparece una caja con el nombre del hotel y el precio en la moneda local del usuario. Al mover el mapa aparecen o desaparecen hoteles de la lista de la izquierda, dependiendo si están en la zona mostrada en el mapa.

Volvamos a nuestros resultados de la búsqueda para la zona 3 (en verde) que corresponde al posicionamiento orgánico. Estos son los hoteles que Google considera que mejor corresponden al argumento de búsqueda que se utilizó. En nuestro ejemplo: “Hoteles en santa cruz chile”. El posicionamiento orgánico es el mejor, ya que no hay que pagar nada a Google, pero es el más difícil de lograr y requiere de expertos en la materia.

Sin embargo, si su sitio web está bien diseñado y tiene alguna característica que se puede resaltar, es posible que aparezca en otras búsquedas. Pruebe con algunas búsquedas tales como:

  • hoteles de lujo en XXXXX
  • hoteles baratos en XXXXX
  • hoteles con spa en XXXXX
  • hoteles con piscina en XXXXX

Como buen comienzo, asegúrese que esa característica resaltante que tiene su hotel está descrita en la página principal de su sitio web.

Y, si lo desea, lo podemos ayudar. Contáctenos aquí: https://www.paxer.com/contactenos

 

En nuestro próximo post retomaremos un punto que ya hemos asomado cuando hablamos de las redes sociales, pero que no podemos pasar por alto: su interacción con los huéspedes.